La envidia

La envidia es un fenómeno psicológico muy común que hace sufrir enormemente a muchas personas, tanto a los propios envidiosos como a sus víctimas. Puede ser explícita y transparente, o formar parte de la psicodinámica de algunos síntomas neuróticos. En cualquier caso, la envidia es un sentimiento de frustración insoportable ante algún bien de otra persona, a la que por ello se desea inconscientemente dañar. ¿Por qué?

El envidioso es un insatisfecho (ya sea por inmadurez, represión, frustración, etc.) que, a menudo, no sabe que lo es. Por ello siente consciente o inconscientemente mucho rencor contra las personas que poseen algo (belleza, dinero, sexo, éxito, poder, libertad, amor, personalidad, experiencia, felicidad, etc.) que él también desea pero no puede o no quiere desarrollar. Así, en vez de aceptar sus carencias o percatarse de sus deseos y facultades y darles curso, el envidioso odia y desearía destruir a toda persona que, como un espejo, le recuerda su privación. La envidia es, en otras palabras, la rabia vengadora del impotente que, en vez de luchar por sus anhelos, prefiere eliminar la competencia. Por eso la envidia es una defensa típica de las personas más débiles, acomplejadas o fracasadas.

Las formas de expresión de la envidia son muy numerosas: críticas, ofensas, dominación, rechazo, difamación, agresiones, rivalidad, imitación, venganzas... A escala individual, la envidia suele formar parte de muchos trastornos psicológicos y de personalidad (p.ej., algunas ansiedades, trastornos obsesivos, depresión, agresividad, falta de autoestima...).

No hay que confundir la envidia con los celos, que son sentimientos muy distintos. La envidia nace de las carencias del sujeto, que quiere destruir al objeto-espejo. Los celos, en cambio, nacen del miedo a perder el afecto de la persona amada, a la que se quiere conservar. No obstante, ambos sentimientos pueden ir juntos. Por ejemplo, cuando una persona ataca a su pareja infiel y al (o la) amante de ésta diciendo que lo hace por "celos", a menudo una gran parte de su rabia procede también de su envidia inconsciente, ya que el despechado/a deseaba secretamente ser infiel sin atreverse a ello, mientras que sus engañadores se le adelantaron. Por eso ahora se siente herido/a y humillado/a en su orgullo.

En suma, cuanto más débil, insatisfecha o narcisista es una persona, tanto más envidiará a la gente que posea lo que a ella le falta. La envidia sólo se cura concienciando y resolviendo las propias carencias y facultades, a través de un proceso de crecimiento emocional. La persona madura no envidia a nadie aprendamos a querernos nosotros mismos y a aceptarnos tal como somos.

Si eres una persona envidiosa y quieres salir de ese estado porque te está consumiendo la vida, la única forma de conseguirlo es, primero conectar con D-S y después:

Primero: Sintiendo el cariño y el apoyo de los seres queridos.

Segundo: Desarrollando tu sentido del humor.

Tercero: Hallando tu propia identidad.

Cuarto: Siendo consciente de qué es lo prioritario de tu vida.

Quinto: Tolerando tus defectos y valorando tus cualidades.

Sexto: Valorando las cualidades ajenas en su medida

O si prefieres seguir con ese sentimiento de envidia, lo que conseguirás será:

Bloquear el pensamiento creativo.

Generaras ansiedad, tristeza y rencor.

Lo manifestarás a través de miradas y frases inoportunas, o frases calculadas para hacer daño.

Es un sentimiento que nunca podrás controlar sin ayuda, y sin que tu mismo aceptes que lo eres.

11 Responses
  1. Siemplemente Amar !!
    Amar es sentir cariño, unión, no solo material, sino espiritual, amar es sentir a la otra persona, y que esta te sienta a ti, amar es entregar tu vida a una persona, que la recibirá y la valorará como tu valorarías la su...ya, amar es pensar en otro sin llegar a la obsesión, amar no son 4 letras, amar es vivir.

    Amar es... pensar en tres: Tu, yo, nosotros...; amar no es el simple hecho de caricias y besos, amar es sentir en plenitud tu corazón, sentirlo lleno, de deseos, sentir cada latido fuertemente dentro de ti, sentir tu sangre corriendo en tus venas, dándote fortaleza para enfrentar cualquier reto, y no olvidar que somos uno sin dejar de ser dos....


  2. ★┊┊☆┊┊★┊┊☆┊┊★┊┊☆┊┊★┊┊☆┊┊★┊┊☆┊┊★┊┊☆┊┊★┊┊☆┊ ┊★┊┊☆┊....Dicen que al otro lado del mundo hay oro.....eso no lo sé !!!!! Pero si sé que al otro lado de esta computadora hay una persona que vale ORO !!!!! ┊☆┊ ┊☆┊ ┊★┊┊★┊┊☆┊ .........┊★┊┊☆┊ ┊★┊┊☆┊┊★┊┊☆┊

    DEDICADO A TI QUE LEES ESTAS LINEAS!!


  3. Las creencias que tenemos acerca de nosotros mismos, aquellas cualidades, capacidades, modos de sentir o de pensar que nos atribuimos, conforman nuestra “imagen personal” o “auto imagen”. La “autoestima” es la valoración que hacemos de nosotros mismos sobre la base de las sensaciones y experiencias que hemos ido incorporando a lo largo de la vida. Nos sentimos listos o tontos, capaces o incapaces, nos gustamos o no. Esta autovaloración es muy importante, dado que de ella dependen en gran parte la realización de nuestro potencial personal y nuestros logros en la vida. De este modo, las personas que se sienten bien consigo mismas, que tienen una buena autoestima, son capaces de enfrentarse y resolver los retos y las responsabilidades que la vida plantea. Por el contrario, los que tienen una autoestima baja suelen autolimitarse y fracasar, carente de interés para lo demás y de personalidad propia, con dudas sobre su aspecto físico, se consideran menos inteligentes que los demás, o subestiman la inteligencia de otros quedando ellos mismo en ridículo. El origen de este sentimiento, tienen su base original en las primeras etapas del desarrollo infantil, Por norma general, el sentimiento de inferioridad siempre es con respecto a algo o alguien, es decir, la persona insegura, de manera inconsciente, siempre se está comparandose con alguien de su infancia o de su vida actual, Es muy normal que los padres, elogien las actitudes sobresalientes de los hijos y los comparen entre ellos o que la persona que siente la inseguridad busca una persona a la cual idealiza para poderla imitar y a su vez quererla opacar. Estas son las actitudes que se arrastran desde la infancia hasta la vida adulta, que a su vez suelen convertirse en los desencadenantes de celos entre hermanos o del niño hacia el padre, o la madre, hacia algún primo,entre amigos vecino etc. Que lejos de fortalecer la seguridad, la disminuye. Digamos que la persona insegura tiene en su inconsciente un rival al cual no puede ganar, y esto le hace desistir o insistir en su idea de superar a la persona que considera su rival, esa actitud hace que la persona viva en una constante frustración pensando que él o ella nunca será como la persona con la que se comparó en su tierna infancia, adolescencia o etapa madura.,suele entrar en un periodo, que podríamos definirlo como de agresividad contenida, y tras esa máscara de baja autoestima, lo que se esconde es una agresividad o rabia que le hace disminuir sus posibilidades de superación. También no deja de ser un modo de llamar la atención. Mientras su rival mental y físico, llama la atención por su inteligencia, el otro la llama por su ignorancia y falta de confianza en el mismo teniendo características como la imitación , celos, complejos,ganas de destruir, cambiar la imagen de la persona idealizada,por medio de calumnias y mentiras, que a su vez dañan a la personas que las emite.Eso en el fondo, son formas de reafirmarse su inseguridad.la cual la ha acompañado durante toda su vida y la seguirá arrastrando hasta el final de ella.Tanto para la falta de autoestima o como para todo hay una solución, primero debe de darse cuenta que tiene un problema de personalidad no resuelto, después buscar ayuda profesional, y aprender a quererse y reafirmarse que merece ser reconocido y admirado por sus características propias, saber que como seres humanos somos imperfectos y que la perfección o imperfeccion es algo mental ya que no se puede generalizar, porque los criterios son variables lo que para uno puede ser ideal para otros no lo es. Amemonos nosotros mismos ese es el primer paso para lograr el amor y admiración de los demás y aprendamos a brillar con luz propia, esa luz que nos caracteriza como seres individuales únicos y especiales...


  4. Quiero que me oigas sin juzgarme

    Quiero que opines sin aconsejarme

    Quiero que confies en mi sin exigirme

    Quiero que me ayudes sin intentar decidir por mí

    Quiero que me cuídes sin anularme

    Quiero que me mires sin proyectar tus cosas en mí

    Quiero que me abraces sin asfixiarme

    Quiero que me animes sin empujarme

    Quiero que me sostengas sin hacerte cargo de mí

    Quiero que me protejas sin mentiras

    Quiero que te acerques sin invadirme

    Quiero que conozcas las cosas mías que mas te disgusten

    Que las aceptes y no pretendas cambiarlas

    Quiero que sepas... que hoy puedes contar conmigo...



    SIN CONDICIONES.


  5. Es cierto, muchas veces se confunde envidia con celos y no son lo mismo.

    Muy buenos los consejos del final del post.


  6. Tan sencillo como: Vivir con amor, hablar con amor y por sobre todo "Servir con Amor"

    Un Besito Marino


  7. SEISITO Says:

    Me encantaron todos los "QUIERO" y estoy muy de acuerdo contigo.
    La envidia es terrible, yo he conocido gente envidiosa y da mucha pena, es verdad son personas enfermas.
    Sin condiciones, volveré apenas pueda.


  8. Este artículo sobre la envidia me ha parecido particularmente interesante y también la diferencia con los celos. Y, sí, la envidi nace de la carencia.

    Este blog es un oasis de sabiduría


  9. El agradecimiento es un sentimiento. Podemos sentirnos agradecidos teniendo pensamientos positivos hacia lo que tenemos, lo que hacemos y lo que somos. Este sentimiento nos pone en una mejor posición para pedirle al universo todo aquello que queremos manifestar en nuestra vida.

    No es simplemente decir gracias, sino tener esa sensación de felicidad por darle un valor a nuestra vida, por estar convencidos que lo que tenemos es algo que nos hace sentir bien pues al sentirnos de esa forma vemos como la gratitud se convierte en el camino para atraer mas de aquello que ya tenemos.

    Muchas veces enfocamos nuestros pensamientos en aquello que No tenemos, en lo que nos hace falta y nos sentimos mal por eso, es ahí donde enviamos una señal al universo que nos atrae mas de aquello que nos hace sentir mal. ¿Cuantas veces nos despertamos pensando en las deudas, en los temores que tenemos, en nuestra incapacidad por conseguir mejores oportunidades? Nos centramos únicamente en esa pequeña cantidad de cosas negativas que tiene nuestra vida, pero no miramos más allá donde se encuentra todo lo positivo que tenemos: ¿Tienes hijos? ¿Tienes padres? ¿Tienes un lugar donde vivir? ¿Tienes empleo? La clave esta en maravillarse de lo cotidiano, en aquello que pasa desapercibido ante tus ojos, pero que tienes ahí al alcance de tus manos.

    Agradece al despertar y si en la mañana sigues con ese sentimiento positivo, sigue agradeciendo, y en la noche... agradece un poco más. Agradece a Dios por el universo, por las flores, por el aire que respiras de forma inconsciente. Agradece por las cosas simples y agradece también tus grandes logros, agradece por tu capacidad incalculable de obtener aquello que deseas y siente esa felicidad que te invade por estar agradecido, siente esa comodidad, esa paz, esa libertad... todos aquellos sentimientos positivos que te genera el agradecimiento.

    Haz una lista de las cosas por las que sientes agradecimiento, puedes empezar mirando a tu alrededor para identificar las personas que quieres que están a tu lado, identifica también tus logros, tus facultades, tu salud... Incluye también lo material, tus pertenencias, aquello que compraste, que te regalaron, que heredaste. Usa tu creatividad y agradece también lo que te proporciona la tierra: las montañas, el agua, las estrellas, las flores, tu mascota! Lee tu lista dos veces al día y disfruta el sentimiento que estas generando, esa realidad que estas creando.


  10. Anónimo Says:

    Esas personas que son así siempre buscan frases que te hagan sentir menos o humillado ante los demás y te miran de pie a cabeza solo porque te vistes humildemente.Yo pienso que mientras te sientas bien contigo mismo y sepas que con las demás no eres egoista y compartes lo que sabes, ayudas y sabes que estas obrando bien no hay problema. Mientras yo me acepte como soy y mi familia también todo sigue bien. Porque el sol sale para todos. Que DIOS bendiga a todas las personas que hacen el bien.......


  11. Anónimo Says:

    Muy bueno. es la verdad.



EL METODO SILVA DE CONTROL MENTAL


Visualizar: El metodo silva para aprovechar la capacidad de la mente